Alemania, Francia, Luxemburgo, 2012. Dirección: Margarethe von Trotta. Intérprete: Bárbara Sukowa. 113 minutos.

El film comienza recreando, en las afueras de Buenos Aires, el rapto de Adolf Eichmann el 11 de mayo de 1960, a manos de un grupo del Mossad. El teniente coronel de las SS y criminal nazi (encargado de organizar los viajes de los prisioneros judíos a los campos de exterminio) se había establecido en la Argentina con identidad falsa y trabajaba en una fábrica automotriz. En ese momento, con Frondizi como presidente, el gobierno argentino denunció una grave violación de la soberanía. Eichmann, llevado prisionero en secreto y juzgado en Jerusalén, fue encontrado culpable y condenado a la horca en 1962.

Durante el juicio estuvo presente la intelectual alemana y judía Hannah Arendt, enviada por la revista norteamericana The New Yorker, quien escribió luego su ensayo La banalidad del mal (donde considera que los grandes criminales no necesariamente son seres monstruosos, sino hombres comunes que ceden ante órdenes superiores, como meros burócratas sin pensar en el bien y el mal de sus acciones). El texto suscitó feroces polémicas y le significó a su autora una suerte de censura intelectual.

La prestigiosa directora alemana Margarethe von Trotta (Las hermanas alemanas, Rosa Luxemburgo), gracias a la extraordinaria labor de la actriz Barbara Sukowa, logra mostrar ese momento en la vida y el pensamiento de Arendt, así como la relación afectiva de juventud con su profesor Martin Heidegger, a quien admiraba como filósofo y rechazaba por sus simpatías con Hitler.

1 Readers Commented

Join discussion
  1. Norma on 23 septiembre, 2014

    Excelente película!

¿ QUIERE DEJAR UN COMENTARIO ?